¿Cuáles son las provincias que más se han beneficiado de la ley de desarrollo fronterizo?

2 months ago

Ley No. 28­01, promulgada en el 2001, se creó con el propósito de impulsar las provincias de la zona fronteriza de República Dominicana, caracterizada por su extrema pobreza y escaso desarrollo.

Sin embargo, a casi 19 años de su promulgación, no todas las provincias de la frontera se han beneficiado en igual medida de esta ley que otorga múltiples beneficios a las empresas que se instalan en la zona.

La Ley No. 28­01 que crea una Zona Especial de Desarrollo Fronterizo abarca a Pedernales, Independencia, Elías Piña, Dajabón, Montecristi, Santiago Rodríguez y Bahoruco, pero hasta la fecha Montecristi, Santiago Rodríguez y Dajabón son las que más se han beneficiado.

El 58% de las empresas instaladas bajo ese régimen se encuentran en Montecristi, 32% entre Santiago Rodriguez y Dajabón, 6% se han establecido en Bahoruco y el restante 4% entre Independencia y Elías Piña, según un análisis elaborado por el director de Regímenes Especiales del Ministerio de Industria, Comercio y Mipymes (MICM), Adrián Lebrón Oviedo.

“De igual manera, observamos que el 59% de los empleos totales se encuentra concentrado en la Provincia de Montecristi, seguida de Santiago Rodríguez con un 28% de los empleos, Dajabón un 8% y el restante 5% distribuidos entre Bahoruco, Independencia y Elías Piña”, precisa Lebrón en un artículo publicado en la edición número 36 del Boletín del MICM.

Agrega que es apreciable que la mayor concentración de las empresas se encuentra en el sector agroindustria y agropecuario con un 60%, manufactura un 25%, servicios un 14% y minería un 1%.

En términos generales el autor plantea que las estadísticas muestran una modesta presencia de empresas, y una baja generación de empleos en las 7 provincias que abarca la Ley 28-01, por eso considera que aunque actualmente cursan en el Congreso de la República varias iniciativas para que los beneficios de la ley se mantengan más allá del 2021, es necesario resolver algunas distorsiones que, a su juicio, posee la legislación.

 

Read Entire Article